AQUÍ EN LA TIERRA COMO EN EL CIELO

miércoles, 2 de mayo de 2012

ETERNAMENTE


el silencio convoca a las jaurías.
tengo un cuchillo
                          atravesado en la garganta
mas no poseo leyendas
                    donde arruinar el testimonio.
sólo está mi sangre
                               desnuda
sentada en la paciencia de la vida
detrás del enrejado.

                                       La Habana, 1993

2 comentarios:

  1. Aunque paciente, puedo imaginar la angustia.

    ResponderEliminar
  2. ¡¡Zuuuuuuuuuuuuuuuups!!
    Apabullantemente PRECIOSO amiga, eres un artista de las letras. ¡¡CHAPEAU!!
    Un beso grande, de brujita MORIMÓ.

    ResponderEliminar